Poema del malsano

Poema del malsano

por Pablo Cernuda

Cuando salí de Hato Nuevo

fue en un carrito con bondo

Iba pidiendo a Milongo

(fueron testigos del ruego

mi gallina con sus huevos)

que esperaran mi regreso

y que a pesar del progreso

que en la vida yo lograra

a nadie yo defraudara

ni se me volara el seso

Qué pena la que sentía

cuando la cuesta bajé

y la chorra’e Salomé

de mi mente se escurría.

¡Soy Héctor O’Neill García!,

afirmé con mucho orgullo

y como nunca me juyo

aceleré mi fotingo,

le dije adiós a Domingo

pues cada quien a lo suyo.

No recuerdo como fue,

pero me dieron empleo

y como era mi deseo

me afilié al PNP.

A asambleísta llegué

y de ahí pasé al Senado

y sin mucho desenfado

me hice de la alcaldía,

nunca olvidaré aquel día

cuando me vi allí sentado.

Después en pos de ideales.

Quería ser americano

(yo tenía el pelo cano

Y pensé, somos iguales)

para erradicar los males

que de niño me aquejaron,

pues creo no me enseñaron,

(o yo no aprendí tal vez)

a expresarme en buen inglés

y tanto me acomplejaron

Me entró un deseo malsano

de cambiar mi propia gente

pensé que era prudente

manipular a mi hermano

y comencé a meter mano.

Los rótulos de una vez

cambié de español a inglés,

las barriadas, en mansiones,

cambié en fin mis emociones,

lo hice todo al revés

¡Ay y si estuviera en mis manos

recogerme a buen vivir!

y no tener que sentir

que defraudé a mis hermanos.

me siento como un gusano,

yo de aquí no salgo ileso

aunque tan sólo intereso

volver muy fresco y lirondo

en mi carrito con bondo

sin tener vola’o el seso.

Me enviaron este poema para publicar y me pareció tan bueno que decidí complacer a la persona y compartirlo con ustedes. Usa “Valle de Collores”, de Luis Llorens Torres como inspiración.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 5.5/10 (2 votes cast)
Share

Reseña: Negro: este color que me queda bonito

Esta reseña se publicó originalmente en el periódico El Nuevo Día el domingo, 15 de diciembre de 2013.

Racismo recordado

Por José Borges

Más de una vez hemos escuchado decir que en Puerto Rico no hay racismo. Esta falacia, que se repite con frecuencia, es muestra del racismo silencioso que se vive en el País y, en muchos casos, las mismas víctimas contribuyen a su condición sin darse cuenta. Al menos, eso asegura Benito Massó Jr., en su libro Negro: este color que me queda bonito.

El autor, quien fue contable por diez años y sicólogo industrial por otros treinta, expone el tema del racismo internalizado, como lo llama, por medio de su propia experiencia como negro en Puerto Rico. A la vez, retoca sus anécdotas raciales con referencias espirituales intercaladas con aires de autoayuda.

NegroEl libro comienza con una breve historia familiar desde los tiempos de esclavitud en la Isla. Luego, se relatan los sucesos más importantes de la vida del autor desde su nacimiento, en 1937, y termina con sus observaciones y análisis de lo que ha vivido hasta 2012. En esas historias, Massó habla de su vida en Ponce durante los años cuarenta y cincuenta; su tiempo en Nueva York y Cleveland durante los sesenta, setenta y ochenta; y su regreso a la Isla en las décadas de los noventa y el nuevo milenio.

Por medio de la vida de Massó, los lectores podrán comprender cómo se suscita el fenómeno del racismo tanto en Puerto Rico como en los Estados Unidos. Además, el autor hace un buen trabajo al transmitir sus observaciones y sentimientos ante los acontecimientos que marcaron su vida y, a la vez, crear empatía hacia las dificultades que representa ser negro en una sociedad dominada por blancos.

Los datos históricos y las anécdotas del autor resultarán muy interesantes para aquellos seguidores de la historia contemporánea y asuntos raciales. A los lectores les espera una lectura amena y valiente, al exponer las altas y bajas de su vida de una manera entretenida.

jose.borges.escritor@gmail.com Twitter: @JBorges

Negro: este color que me queda bonito

Benito Massó, Jr.

Divinas Letras, 2013

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 9.8/10 (4 votes cast)
Share

La situación del libro de Puerto Rico en 2013

En 2013 la palabra clave para la literatura puertorriqueña fue autogestión. Más escritores han optado por publicar por sí mismos, en vez de a través de una casa editorial. Varios factores han contribuido a que sea así. En primer lugar, hoy día es facilísimo publicar por cuenta propia, gracias a servicios como Createspace, Smashwords y Kindle Direct de Amazon. Las herramientas están al alcance de los escritores. El otro factor que ha contribuido a la autogestión es la escasez de casas editoriales que publiquen literatura. Las grandes extranjeras se marcharon, se especializan en literatura infantil y juvenil o publican solo libros de textos, mientras que las pequeñas, en la gran mayoría de los casos, solo publican y distribuyen cobrándoles a los autores, no editan. La autopublicación, entonces, se convierte en necesidad para quien quiera publicar.

Imagen de fotolibre.org
Imagen de fotolibre.org

Sin embargo, así como las herramientas ayudan, también permiten una escala de calidad algo caótica. Hay quienes contratan editores, correctores y artistas gráficos para producir libros de calidad, mientras otros omiten estos elementos, sea por ignorancia o por orgullo, y es imposible esconder este tipo de falla. No obstante, la calidad es una variante normal en este tipo de proceso en el que cualquiera puede publicar.

Otro obstáculo para la literatura, al momento, es la distribución. Hay pocas librerías y fuera del área metro son casi inexistentes. Conseguir una compañía que distribuya también es difícil. Los autores se ven forzados a visitar cada librería para distribuir, entregar y cobrar sus libros. Si la distribución es difícil, peor es cobrar, en muchos casos. Se gasta demasiado tiempo en gestiones de cobro: tiempo que podría utilizarse para escribir más. Uno de los beneficios de servicios como Createspace es que la distribución se lleva a cabo a través de Amazon, tanto digital como física, a costos razonables que solo se cobran luego de vender un ejemplar.

Poco a poco, más escritores se dejan convencer por la autopublicación. Según continúe esta tendencia, más mejorará la situación en general. Nuestro único límite será nosotros mismos.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 10.0/10 (3 votes cast)
Share

Reseña: Hablar solos

Esta reseña se publicó originalmente en la sección Tinta fresca del periódico El Nuevo Día el domingo, 7 de abril de 2013.

Los estragos de la muerte

Por José Borges

La vida poco antes de la muerte es el tema principal de la novela Hablar solos, del argentino Andrés Neuman. Contada desde tres puntos de vista distintos (Mario, el padre; Elena, la madre; y Lito, el hijo), la narración se centra en los últimos días de Mario, quien padece de cáncer terminal. Para compartir los últimos días con su hijo, decide emprender un viaje en el camión de remolque que usa para su trabajo como camionero. Cada personaje verá el viaje de manera diferente. Lito, por ejemplo, no sabe nada sobre la enfermedad de su papá y lo ve como una aventura. Mario intenta disfrutar cada segundo de lo que le queda de vida con su unigénito, mientras que Elena intenta trabajar con sus emociones y la enfermedad de su marido mientras los espera en casa.

Hablar solosCada cual narra la historia de diferentes maneras: aunque todas se narran en primera persona, la parte de Elena se presenta por medio del diario que escribe y la de Mario por medio de las grabaciones que deja. Neuman utiliza esta estructura a su favor, ya que le permite jugar con el tiempo y la perspectiva de sus personajes. Utiliza un tono diferente para cada voz narrativa, que resulta muy efectivo y original.

La trama es sencilla, pero la manera de contarla le presta complejidad. Un suceso visto desde el punto de vista del niño, por ejemplo, se puede esclarecer de otra manera en la narración del padre, lo cual resulta en un efecto interesante para el lector. Tal vez una de las pocas fallas de la novela sean algunas de las intervenciones de la madre, que a veces resultan demasiado filosóficas. Muchas contienen sus reflexiones como profesora de literatura acerca de otros textos, que pueden parecer algo forzadas por el autor.

Dicho esto, Andrés Neuman hace entrega de una novela muy interesante, tanto por sus temas como por su estructura.

jose.borges.escritor@gmail.com

 

Hablar solos,

Andrés Neuman

Alfaguara, 2012

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 10.0/10 (2 votes cast)
Share

Reseña: Ficción de venado

Esta reseña se publicó originalmente en la sección Tinta fresca del periódico El Nuevo Día el domingo, 24 de marzo de 2013.

Poesía para armar

Por José Borges

Imagine que le presentan un rompecabezas sin armar, sin que tenga una idea clara de la imagen que esconden sus piezas. Ficción de venado, de la puertorriqueña Margarita Pintado, guarda una gran imagen (la historia), que el lector tendrá que armar de acuerdo con su imaginación.

Ficción de venadoLa colección consiste en treinta poemas que poco a poco narran una historia algo opaca y escondida. El lector tendrá que unir las piezas que la autora le va dando para formar una historia más clara y que resulta ser un juego intelectual y placentero.

El poemario se divide en tres partes, o libros según la autora: “Ficción de venado”, “Alegría” y “Las palabras y los días”, que actúan casi como actos en un drama. Los poemas tocan varios temas que van repitiéndose a lo largo de la obra y le brindan unidad a la propuesta, como la sed de tener sed, la felicidad melancólica que trae la lluvia y el frío de estar lejos de lo que uno quiere.

Cada poema tiene su propia vida que trabaja diferentes emociones y maneras de sentir. La autora logra un tono sutil y sugestivo, semejante a un fluir de consciencia. Algunas de las piezas que resaltan son “Trabajos”, que sugiere el tedio del día a día; “Todo el fuego” y “Ahorcados”, cuyos temas de los horrores que sentimos ante la violencia de nuestros días es muy marcado; y “Montaje”, que engrana la sensación de que uno lee una narración poética y no simplemente una colección de poemas.

En fin, Ficción de venado es un poemario de lectura amena y con una voz fresca que apelará a los amantes del género. La unión de las piezas, de seguro, les dejará una agradable imagen.

jose.borges.escritor@gmail.com

Ficción de venado

Margarita Pintado

La secta de los perros, 2012

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 9.0/10 (1 vote cast)
Share

Mañana estaré en el Día del cómic gratis en Metro Cómics

O Free Comic Book Day, en inglés.

Estaré en Metro Cómics desde la 1:00 de la tarde hasta las 3:00 p.m. el sábado 4 de mayo en San Patricio Plaza en Guaynabo. Firmaré mis libros (a la venta en la tienda) y conversaré con el público. Es una actividad interesante, ya que los fanáticos de los paquines tienden a disfrazarse de diferentes personajes (el llamado Cosplay). Además, habrá artistas de cómic locales y diferentes actividades durante el día, entre ellos una demostración del juego “Dungeons & Dragons”. Se le regalará un cómic a cada persona que vaya.

Free comic adEspero verlos allí.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 10.0/10 (4 votes cast)
Share

Reseña: Gun Machine

Esta reseña se publicó originalmente el 27 de enero de 2013 en la sección Tinta Fresca del diario El Nuevo Día.

Una pistola para cada ocasión

Por José Borges

 

Un detective de Nueva York encuentra, por casualidad, un apartamento lleno solamente de armas de fuego; están en las paredes, en el piso… Las hay de todo tipo: desde revólveres, hasta mosquetes. Peor aún para John Tallow, el detective protagonista, cada arma está vinculada a un asesinato sin resolver, aparentemente cometidos por la misma persona. Así comienza Gun Machine, la nueva novela del británico Warren Ellis.

Gun MachineEllis sorprende con esta novela policiaca, que sigue el esclarecimiento del misterio que comienza en el apartamento. El protagonista, aunque estereotípicamente inteligente, sufre sus fallas de personalidad y se acerca al clásico antihéroe, que realiza buenas acciones, a pesar de su supuesta indiferencia. La Nueva York que presenta Ellis es una ciudad moderna repleta de violencia, corrupción y locura, donde las repercusiones políticas de las acciones valen más que la decencia humana.

La trama sigue los procedimientos policiacos y, a veces, esotéricos, de manera entretenida y con un humor muy negro. Por ejemplo, hay escenas que explican en detalle cómo se identifica una bala disparada por una pistola en específico, de manera fácil de comprender por alguien sin conocimientos científicos. Sin embargo, los peritos forenses que brindan la explicación lo hacen con morbosidad y una jerga cómica y original. Aunque el punto de vista prevalente en la novela es del protagonista, la estructura también admite algunas intervenciones de parte del asesino a quien buscan, que resulta en una introspección interesante de cómo este percibe la ciudad dentro de su locura.

Ellis nos brinda una narración limpia y llena de acción, que agarra desde el principio hasta llegar al final. Sin embargo, en ocasiones se le va la mano en algunas de las descripciones que utiliza al parear imágenes y acciones poco usuales. Aunque son divertidas, interrumpen el flujo de la lectura para poder descifrarlas. Los amantes de la novela policiaca han de encontrar una novela fuera de lo normal en Gun Machine.

jose.borges.escritor@gmail.com

Gun Machine

2013, Mulholland Books

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 8.8/10 (4 votes cast)
Share

Reseña: ¡Oye cómo va!

Esta reseña se publicó originalmente el 20 de enero de 2013, en la sección Tinta Fresca del diario El Nuevo Día.

Al son de danza, soneros e historia

Por José Borges

A pesar de nuestra familiaridad con la música de nuestro país, en ocasiones hasta el más aficionado puede sentirse ignorante ante las definiciones, las personas y la historia musical nuestra. ¡Oye cómo va!, del músico puertorriqueño Irvin García, llena un vacío documental e histórico en la cultura musical puertorriqueña.

Oye como vaEsta colección de artículos, publicados anteriormente en el semanario Claridad, se ha organizado en tres secciones. La primera parte, “Señales”, explora algo de teoría musical y expone las opiniones del autor. “Músicas”, la segunda parte, define y presenta la historia de los diferentes géneros de música autóctona, como la salsa y la plena. Por último, “Santoral” reseña el legado y las biografías de diferentes músicos de nuestra historia, como Rafael Hernández, Daniel Santos e Ismael Rivera.

Los artículos son amenos y están escritos para un público sin conocimientos musicales. No hay que saber quién es José Hidalgo, conocido como “Mañenge”, para disfrutar del artículo dedicado a su legado, ya que el autor se encarga de informar al lector de su identidad y su importancia en nuestra cultura. Igual sucede con los diferentes estilos musicales que se discuten en el libro. El tono de los escritos sugiere cierta complicidad con el lector, aunque en ocasiones presenta temas serios con demasiada jocosidad. La prosa brilla cuando se enfoca en las historias y las anécdotas, pero desmejora cuando se desvía la atención hacia las opiniones del autor, como suele suceder en la primera parte de la colección, “Señales”. Sin embargo, el texto evita ser un libro académico y opta por entretener a la vez que educa.

Al final, se incluyen las diferentes fuentes de referencias utilizadas por el autor, bibliografía de gran utilidad para el que desee comenzar una investigación propia. ¡Oye cómo va! resulta ser una excelente adquisición para cualquiera que tenga interés en la música puertorriqueña, sea aficionado o novato.

jose.borges.escritor@gmail.com

 

Irvin García

Mariana Editores, 2012

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 10.0/10 (4 votes cast)
Share

Especial de navidad: Esa antigua tristeza $.99 (ebook)

7209807174_1794b052b4_c.jpgDesde hoy hasta el 26 de diciembre, la versión electrónica de Esa antigua tristeza está a $ 0.99. Si ya la tienes, puedes regalarla.

La pueden conseguir en Amazon en este enlace: http://amzn.com/B0082Q4EKG

También la pueden descargar en Smashwords en esta dirección: https://www.smashwords.com/books/view/214456

con este cupón: DR79S

¡Feliz Navidad!

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 10.0/10 (2 votes cast)
Share

Análisis de las elecciones 2012 en Puerto Rico: Parte II

Si hay un puesto político que toma ventaja de su posición, es el de legislador. Son cortejados por narcotraficantes, empresarios, cabilderos, religiosos y líderes unionistas para que los favorezcan con sus votos en la legislatura. El legislador promedio solo somete mociones para celebrarle el día a algún sector de la sociedad, como el “Día del Ciclista”, o reacciona al tema de importancia del momento, como sucedió con los “four tracks” en su momento.

En el pasado, personas como José de Diego, Rafael Martínez Nadal y Antonio R. Barceló fueron miembros de nuestra legislatura. Hoy día, nuestros legisladores no cualificarían para ninguno de los empleos que personas como tú y yo mantenemos. En este cuatrienio, el senador Héctor Martínez fue convicto por soborno en la corte federal,  el senador Jorge de Castro Font fue convicto por fraude y conspiración, el senador Antonio Soto renunció antes de que los investigaran por aceptar regalos de lujo (un Bentley), el representante Iván Rodríguez Traverso fue expulsado de la Cámara y luego lo arrestaron por corrupción, el representante Luis Farinacci tuvo que renunciar debido a las acusaciones de violencia doméstica por parte de su esposa y Rolando Crespo, portavoz en la Cámara, renunció luego de dar positivo a cocaína en una prueba de dopaje. Solo menciono a los que la ley logró alcanzar.

Habría que mencionar también a la presidenta de la Cámara que emplea a dos asesoras racistas, no ha logrado pasar la reválida de abogada y confunde el mar Caribe con el océano Atlántico, y el presidente del Senado que cierra el Capitolio al público, organiza una excursión a la corte federal en apoyo al mencionado Martínez y tiene familiares vinculados con el narcotráfico.

En realidad, no hay buenos candidatos para la legislatura en los dos partidos principales del País. Son fáciles de comprar o solo siguen la línea del partido que representan. Estas son las personas que cenan y almuerzan en restaurantes de lujo mientras que nosotros, los que pagamos impuestos, tenemos que sufragarles un automóvil, escoltas, teléfonos móviles y hasta sus gastos en restaurantes lujosos. Los legisladores de ambos partidos rehusan tan siquiera renunciar a las dietas, pero siguen hablando de cómo te representan. Pasan leyes de austeridad, pero no la practican. En cualquier país del mundo, la gente protestaría en las calles debido a este abuso, excepto aquí: ¿quién nos entiende?

La clave para el pueblo es elegir los candidatos del PIP, PPT y MUS para la legislatura. Deberíamos tener más participación de otros sectores de la población en nuestra legislatura y necesitamos que sean inteligentes, no los imbéciles de aldea. Sin embargo, dudo que el electorado se atreva a llevar esto a cabo.

En este cuatrienio hemos experimentado el peligro de darle todo el poder a un solo partido. Si repetimos este error, temo los resultados.

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 10.0/10 (2 votes cast)
Share